Té de pólvora: un poderoso antioxidante natural

Por Débora Silva

El té de la pólvora es un tipo de té verde originario de la provincia de Zhejiang, en China. El surgimiento de su producción data de mediados de 618 a. C., durante la Dinastía Tang. Su denominación se debe a su forma que recuerda a lo que, en Occidente, fue llamado de pólvora, y también por la comparación en el momento de su infusión, ya que sus hojas se expanden de tal manera que recuerdan a una explosión.

Se Trata de un tipo de té verde rico en sustancias antioxidantes, capaces de combatir los efectos perjudiciales de los radicales libres, evitando el envejecimiento prematuro de las células y la aparición de problemas de salud como enfermedades cardíacas y hasta el cáncer.

Las características del té de pólvora

La fabricación del té de la pólvora es casi artesanal: las hojas frescas pasan por vaporización y por un proceso de secado por medio de calor. Después de eso, cobran la forma de lo que conocemos como la pólvora. Gracias al procesamiento mínimo de este té, en él hay una gran concentración de antioxidantes.

Una de las características únicas de este antiguo café es su formato bastante interesante: enrollado en bolas similares a las perlas, el té se abre mientras absorbe el agua.

Las hojas secas de este té presentan formato redondeado, son brillantes y producen un líquido de color amarillo profundo.

Imagen de hierbas de té verde y taza con el líquido

Foto: Depositphotos

Propiedades y beneficios

Refrescante y de aroma dulce, el té de la pólvora es clasificado como un té verde, ya que comparte todas las propiedades antioxidantes específicas de este tipo de té. Entre las sustancias antioxidantes presentes en el té de la pólvora está el EGCG, muy beneficioso para nuestro organismo.

Los antioxidantes son muy importantes para nuestra salud, ya que actúan como un inhibidor de los radicales libres que causan diversas enfermedades, incluyendo el cáncer;

Existen muchos estudios con el objetivo de comprobar los beneficios que aporta el té verde como el té de pólvora, sin embargo, aún no está muy claro para algunos investigadores los buenos resultados se han conseguido sólo por el consumo del té o el estilo de vida más saludables a los participantes de los estudios.

De acuerdo con un estudio realizado en Japón, que contó con la participación de 500 mujeres japonesas con cáncer de mama (etapas I y II), el aumento en el consumo de té verde antes y después de la cirugía tuvo como resultado una menor recurrencia de la enfermedad.

Cómo preparar el té de pólvora?

Para disfrutar de los beneficios proporcionados por este tipo de té, se recomienda seguir este procedimiento:

Utilice una cucharada (de té) de las hojas del té de pólvora para cada 150 ml de agua. Deje las hojas remojadas durante aproximadamente 1 minuto.

No se recomienda endulzar ni agregar la leche.